Caso Stormy Daniels: Trump se declaró inocente después de haber estado, parcialmente, bajo arresto

Fotografía: CNN

Los fiscales de Manhattan acusaron a Donald Trump de encubrir un escándalo sexual, debido a una supuesta relación extramatrimonial que el expresidente tuvo durante su campaña presidencial de 2016; según el juzgado, Trump habría cometido 34 delitos graves de falsificación de registros empresariales. Días después de la acusación, el señalado se entregó a las autoridades en un juzgado de Nueva York en el que, además de haber estado parcialmente bajo arresto, se declaró inocente de todos los señalamientos.

¿Cómo fue la jornada?

Poco antes de la 1:30 pm, la caravana de 11 vehículos que acompañaban a Trump llegó a la oficina de la fiscalía de distrito. Así, ante los ojos incrédulos de Estados Unidos y el mundo, el expresidente quedó bajo custodia para que se le tomaran las huellas dactilares como a cualquier otro imputado del país, aunque ciertamente estuvo menos tiempo detenido.

Al entrar a la sala, Trump estaba acompañado de su asesor jurídico, Boris Epshteyn y se veía visiblemente enfadado. Las imputaciones incluyen la presentación de registros comerciales falsos en primer grado, un delito grave que, a pesar de ser de “bajo nivel”, conlleva un máximo de cuatro años de prisión por cada cargo; no obstante, es probable que, de ser declarado culpable, un juez lo condene a régimen de libertad condicional.

Debido a los temores de protestas y amenazas que pudieran ser inspiradas por Trump, los actos del día fueron llevados a cabo con sumo cuidado y bajo la supervisión del Servicio Secreto, el Departamento de Policía de Nueva York, la seguridad del tribunal y la oficina del fiscal del distrito de Manhattan. Afortunadamente, todo siguió su rumbo normal sin mayores dificultades.

¿Qué sigue después de esto?

Hasta el momento, sólo se puede decir con certeza que el caso presentado por el fiscal de Manhattan podría marcar el inicio de una jornada de enfrentamientos extensos con la justicia a través del sistema penal. Hay que recordar que Donald Trump tiene encima otras investigaciones relacionadas con manejo indebido de registros gubernamentales y el intento de socavar las elecciones. Como el fiscal Bragg es demócrata, es posible que lograr la condena resulte convirtiéndose en una tarea algo difícil, aún más teniendo en cuenta que los cargos de falsificación de registros dependen de una aplicación novedosa de la ley.

Donald Trump no estuvo dispuesto a realizar declaraciones ni antes ni después de su jornada en el juzgado. Sin embargo, se espera que su actitud silenciosa sea dejada a un lado pues, según fuentes oficiales, realizará un evento en su mansión en Florida, desde la cuál responderá a los cargos.

Recibe newstro boletín gratuito

Newspresso te ofrece una selección cuidadosa de las noticias más relevantes de Colombia y el mundo para que empieces tu día con los ojos bien abiertos.

Noticias relacionadas