Grupo Aval y Odebrecth: tapar (la ruta de) el sol con un dedo

Es imposible no ver que Sarmiento Angulo es igualito al señor Burns de los Simpson . Fotografía: Portafolio

Desde la semana pasada se revolcó el avispero de Odebrecht, caso que parecía estar ya en el museo de la corrupción impune. Como les contamos, el Grupo Aval, de propiedad de Luis Carlos Sarmiento Angulo, aceptó pagar 80 millones de dólares al gobierno de Estados Unidos por haber participado en un esquema para sobornar altos funcionarios del gobierno colombiano con el fin de obtener contratos para la construcción de la Ruta del Sol. En el más reciente desarrollo, Petro pidió que se reabrieran las investigaciones para que se llegara al fondo de este asunto.

El acuerdo con la justicia gringa

Según documentos judiciales, Corficolombiana, una institución financiera de propiedad del Grupo Aval, se asoció con la constructora brasileña Odebrecht, para ofrecer y pagar más de 23 millones de dólares en sobornos a cambio de un contrato para construir un segmento de la Ruta del Sol. Como resultado de estas actividades corruptas, generó ganancias de aproximadamente 28.6 millones de dólares. 

La justicia de Estados Unidos se involucró en el caso de Corficolombiana debido a que la empresa tenía operaciones y vínculos en territorio estadounidense. A la empresa se le imputaba el cargo de asociación delictuosa para violar la disposición contra el soborno de la Ley de Prácticas Corruptas en el Extranjero.

Las investigaciones en Colombia

El presidente Petro se mostró preocupado por el estancamiento de las investigaciones de la Fiscalía relacionadas con el caso Odebrecht.Señaló que la cercanía del ex fiscal general Néstor Humberto Martínez al Grupo Aval habría resultado en beneficios para el conglomerado; por ello, Martínez le exigió retractarse. Por eso solicitó que se reabran los expedientes sobre los presuntos sobornos del consorcio constructor de la Ruta del Sol y, especialmente, pidió que se establezca quiénes recibieron los sobornos. Por ejemplo, el proceso en EE. UU. reveló que Corficolombiana le pagó en 2015 un soborno de 3,4 millones de dólares a un alto funcionario que estuvo por ocho años en el gobierno Santos. Los documentos solo lo identifican como el “funcionario 3”.

Al respecto, el abogado penalista Francisco Bernate señaló que la Fiscalía puede solicitar información a Estados Unidos en el marco de la cooperación internacional debido al reconocimiento de funcionarios colombianos que aceptaron sobornos en el caso Odebrecht.

Recibe newstro boletín gratuito

Newspresso te ofrece una selección cuidadosa de las noticias más relevantes de Colombia y el mundo para que empieces tu día con los ojos bien abiertos.

Noticias relacionadas