Nuestros cinco discos latinoamericanos favoritos de agosto

Agosto no fue un mes particularmente marcado por los lanzamientos de súperestrellas —aparte de Karol G y Maluma, pero quién escucha 25 canciones seguidas de Maluma—. Sin embargo, eso no implica una mala cosecha en lo más mínimo. Les contamos, entonces, sobre tres discos colombianos, uno ecuatoriano y uno chileno que nacieron este mes y seguro los van a acompañar mucho tiempo. Encuentran la playlist que los incluye aquí y un link a cada disco sobre su título.

Las Cosas Lento“, de Niña Tormenta

“No necesito nada, nací en la copia del paraíso”. El proyecto de la chilena Tiare Galaz no sacaba un disco entero desde 2017 y aun así mantiene su posición como una de las propuestas de culto de la música alternativa latinoamericana. Este es quizás su disco más cohesivo, a pesar de que las composiciones son de los distintos seis años. Su sonido ocre combina el ya acostumbrado enfoque intimista de la cantautora con delicada y espaciosa ambientación que simula naturaleza y un amanecer que poco a poco se va coloreando.

“Errare Humanum Est”, de Felipe Gordon

Uno de los productores más importantes de la electrónica colombiana cogió viejas maquetas olvidadas por imperfectas y las reestudió, recompuso y publicó sin quitar de ellas, de su frustración implícita y de su anulada relegación al olvido, el carácter de error. Un disco instrumental, a veces fiestero y a veces para acompañar el día, que honra la belleza del errar y probar una y otra vez.

“ORILLAS” (EP), de LaTorre

En medio del panorama crítico que enfrenta Ecuador, su arte se erige como faro de esperanza. LaTorre brinda a ese panorama una luz ominosa a través de su voz aguda y composicion experimental, que en este disco llega a nuevas alturas de la mano de la producción de xužu y las colaboraciones con las colombianas de Las Añez y con el argentino Pedro Canale, conocido como Chacha Via Circuito, uno de los grandes maestros de la “folctrónica”. Orillas es un disco corto, pero conciso, contundente, y que suena distinto al resto de la región: a los misterios del duelo y la sensualidad.

“Galimatías!”, de Rex Clamó

Un tema de rap no es necesariamente mejor que otro por su sonido, pero definitivamente un sonido único en el rap captura la atención de cualquiera de manera más efectiva que un beat genérico. Este artista arrancó su carrera con un disco de beats destartalados de menos de dos minutos, que suenan como una banda de rock que llegó a grabar a casa borracha tras un concierto de rap en una noche de tormenta. Ese sonido está apoyado por rimas y métricas complicadas y una propuesta visual muy interesante, que sin duda lo convierten en un debut a destacar.

“MAÑANA SERÁ BONITO (Bichota Season)”, de Karol G

Karol G decidió celebrar el lanzamiento de su sello en independencia, que consiguió en acuerdo con su disquera, con un disco que retoma canciones que claramente estaban pensadas para su primer lanzamiento del año. Por líos burocráticos o lo que sea que haya ocurrido, su turno quedó relegado a agosto, pero no significa que este grupo sea inferior al anterior. Por el contrario, Bichota Season se siente como una elección más orgánica de sonidos, más volcada hacia la fiesta, con colaboraciones mejor aprovechadas y que corre algunos riesgos más.

Recibe newstro boletín gratuito

Newspresso te ofrece una selección cuidadosa de las noticias más relevantes de Colombia y el mundo para que empieces tu día con los ojos bien abiertos.

Noticias relacionadas